STECHOME ✔️ Tecnología para la eficiencia energética

La gestión energética en las instalaciones deportivas

Hace unas semanas participábamos de nuevo como formadores en materia energética para los futuros gerentes de centros e instalaciones deportivas gracias a Grupo IGOID, cuyo objetivo es contribuir al desarrollo en el diseño, mantenimiento y explotación de instalaciones deportivas y evaluar sus características enfocadas en la mejora de la salud y la satisfacción en usuarios y trabajadores.

Es de suma importancia la correcta gestión de la energía en las instalaciones deportivas, buscando siempre la máxima eficiencia al menor coste posible, teniendo en cuenta el ingente consumo energético de este tipo de centros, especialmente en cuestiones como el uso de energías renovables, compra de energía, la monitorización y conocer en profundidad las responsabilidades de los agentes encargados de la gestión energética de los distintos espacios deportivos y sus particularidades.

El Grupo IGOID, de la Universidad de Castilla La Mancha y dirigido por la Catedrática Leonor Gallardo, es un colectivo de profesionales dedicado a la investigación, el desarrollo y la innovación en el ámbito de la gestión deportiva y de la práctica de actividad física saludable. Su actividad se centra en la investigación científica y tecnológica, a través del Laboratorio de Gestión Deportiva de la Universidad de Castilla-La Mancha, acreditado por ENAC en la norma ISO 17025 como laboratorio de ensayo para superficies deportivas, y a la prestación de servicios técnicos y de innovación a empresas y administraciones, a través de su spin-off IGOID-SPORTEC

Por nuestra parte, y desde la formación que brindamos, tratamos siempre de potenciar el desarrollo de la gestión deportiva en todos los niveles, implementando mejoras en el diseño y explotación de las instalaciones deportivas, y el apoyo y asesoramiento a clubes y escuelas deportivas. Por medio de estos cursos pretendemos enfatizar principalmente dos conceptos: las responsabilidades de los gestores energéticos de estos centros y la monitorización, ya que son la clave para garantizar la máxima eficiencia al menor coste.